Premio Huertos Educativos Ecológicos: una fuente de recursos para los centros escolares

Actividades pedagógicas para trabajar en el huerto

Por Montse Escutia, coordinadora técnica de Asociación Vida Sana.

El huerto educativo ecológico es una excelente herramienta pedagógica que puede relacionarse con gran variedad de contenidos curriculares en todas las etapas escolares.

Su presencia ha crecido exponencialmente en los centros que lo utilizan en mayor o menor grado en función de sus posibilidades. En algunos centros el huerto está totalmente integrado en el currículum como proyecto. Otros lo utilizan como apoyo a determinadas asignaturas o etapas escolares. Pero sea cual sea el uso que se le dé, los alumnos siempre reciben el beneficio de una actividad que fomenta el contacto con la tierra y el desarrollo de muchos valores como el respeto, el trabajo en grupo, la paciencia, la creatividad o la igualdad.

Desde que en 2013 se puso en marcha el Premio Huertos Educativos Ecológicos, han participado más de 350 centros de todo el país lo que pone de manifiesto el potencial del huerto como herramienta pedagógica. Además de premiar las mejores iniciativas, el premio tiene otro objetivo claro: crear una base de datos colaborativa con actividades y proyectos donde el huerto escolar ecológico sea el protagonista. De esta forma se comparten experiencias de muchos centros que, aunque no hayan resultado premiados, no por ello no resultan interesantes y muy útiles como modelo para otros.

Con este espíritu, desde el proyecto Mamaterra de la Asociación Vida Sana, entidad co-organizadora del premio, se ha hecho una primera selección de actividades pedagógicas útiles para todos los centros que pueden consultarse en su web y están disponibles para cualquier persona interesada.

actividades pedagogicas

Se incluyen diferentes documentos organizados de la siguiente forma:

  • Documentos para el registro de datos y seguimiento del huerto con ejemplos de calendarios.
  • Cuadernos de campo o fichas de plantas.
  • Construcción de estructuras y elementos para el huerto como invernaderos, semilleros, hoteles de insectos o espantapájaros.
  • Actividades sobre el compostaje, actividades artísticas, alimentación ecológica y salud, dinámicas de grupo, actividades experimentales y prácticas agrícolas.

El objetivo es ir añadiendo nuevas actividades de centros que se postulan en las nuevas ediciones. Por ello animamos a todos los centros del país a presentarse al Premio, sea cual sea el nivel de desarrollo de su proyecto, ya que seguro que hay algún aspecto que puede servir de ejemplo y aporte su granito de arena a este proyecto que es posible gracias a la colaboración de todos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario